Loading...
Cine

Misión Imposible: Follout, una exagerada sexta entrega

Por: Erick Villaseñor

En 1996 salió a la luz Misión Imposible, basándose en la serie de televisión con el mismo nombre. Dirigida por Brian de Palma, el mismo que llevó a la pantalla Carrie o Los Intocables, nos contaba la historia de un joven Ethan Hunt, protagonizada por Tom Cruise, quien tras la muerte de sus compañeros agentes secretos, debe recuperar cierta información robada y probar su inocencia, todo ello mientras cumple misiones que parecen imposibles entre explosiones y  piruetas. Para ese año la cinta fue recibida de manera favorable por la audiencia, pese a las situaciones un tanto exageradas e inverosímiles, las actuaciones y la acción dentro de la cinta la posicionó de tal manera que dio pie para producir tantas secuelas como fueron posibles.

Así llegamos al 2018, donde ahora de la mano de Christopher McQuarrie, escritor de Sospechosos Comunes, tomaba la batuta como director y escritor de la sexta entrega de Misión Imposible. El agente Hunt está de vuelta, listo para correr por kilómetros dentro de la pantalla. En esta ocasión debe salvar al mundo del ataque terrorista de Los Apóstoles, quienes con armamento nuclear alimentado por plutonio, pretenden hacer volar puntos estratégicos para imponer un nuevo orden mundial. Después de fallar al impedir que el plutonio llegara a los terroristas, la misión cambia y comienza una historia llena de acción y engaños con giros de guión simples pero confusos a primer plano.

Con una fotografía regular a lo largo de la cinta, acompañada de una banda sonora que no hace otra cosa que enmarcar las acciones, la película nos ofrece un entretenimiento simple pero bien realizado. Los efectos especiales y el CGI es consistente en la mayoría de la cinta, aunque en el tercer acto resulta burda la secuencia final. Un segundo acto un tanto aburrido es rescatado en el desenlace, que pese a ser bueno a secas, opta por alargar las escenas para generar tensión en el espectador, pero el resultado es cansado y desesperante al grado de ser risible o paródico.

Y no le pido más a una franquicia que claramente está constituida para generar millones de dólares en ganancias. No espero una historia única y reflexiva que eleve al séptimo arte a los niveles estéticos que merece. Existe público para todo, mi pregunta es ¿En realidad es necesario? Existen, pero ¿Necesitamos 6 cintas de esta franquicia?  La respuesta es bastante sencilla: mientras exista un público para ellas es completamente seguro que así será, que no nos quepa la menor duda.

Si eres fanático de esta saga corre a verla, de manera objetiva puede ser catalogada dentro de las mejores tres en su universo. Si jamás has visto una cinta de Misión Imposible es probable que te entretengas y que algunos cabos no los conectes, no te preocupes, una explicación de 5 minutos dada por un fan te resolverá todas las dudas. No es una terrible película, no es buena tampoco. Queda justo en la media.

 

Calificación: 2 estrellas y media

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *