Manual detallado para matar a una mujer

Por  Cochisse Freysinnier

Estimado lector, me presento: soy el que preferiría no haber conocido. Amo escribir, es una pasión que, como dijo Bukowski, estará en mí hasta que muera, o hasta que muera en mí. A continuación, exhibo lo que he recolectado a lo largo de 30 segundos, y no tiene mucha ciencia, pero está usted a punto de leer una serie de pensamientos que podrían rozar las fibras más sensibles de su conciencia, tocar tabúes de los que evitaría haber hablado siempre. Imagine que un hombre le confiesa que asesinó a su mujer. Probablemente el sentimiento de repugnancia, asco y terror, será el mismo que sienta con las siguientes letras.

Usted decida. Puede seguir leyendo o puede arrepentirse en este momento, pero tenga en cuenta que, parafraseando al gran Gabo, “de todas formas te vas arrepentir si le contestas que no”, entonces piense bien lo que va a hacer. Mi recomendación: siga leyendo, pero considere esto una advertencia. No soy responsable de sus pensamientos machistas y/o feministas, yo solamente le disparo palabras, como las tome, es enteramente su problema.

Este texto es en realidad un manual, tómelo así, como lo que es. El título le llamará la atención o le hará sentir que soy un imbécil (ambas cosas son ciertas); si es el lector, entonces use este texto para conocer cómo asesinar a una mujer, matarla, destruirla, desollarla, arrancarle todo aliento de la boca y acabar con su vida; si es la lectora, entonces utilice esto como defensa, sepa cuando se encuentra en peligro, no hay forma de defenderse si ya está ahí, pero esto le servirá para evitar que le suceda, porque cuando eso pase, no hay vuelta atrás, usted estará muerta.

Paso 1 – Elija a una mujer

Este es el paso más importante, porque de aquí dependerá el resultado en la posteridad: puede tardar un día o puede tardar años, o tal vez toda la vida, pero yo le aseguro el resultado, porque lo he confirmado.

Elegir a una mujer es difícil, porque hay muchísimas para escoger. A lo largo o corto de su vida, pasarán miles de mujeres frente a usted, algunas sin importancia y otras que pueden convertirse en su más grande amor –o su peor miedo–, es por eso que elegir será difícil. Yo no puedo garantizarle que elija bien, pero sí puedo decirle que, cualquiera que sea el caso, si sigue los pasos al pie de la letra, obtendrá un resultado favorable.

Aquí tiene mi caso: imagine tres mujeres en su vida, es como un examen donde tiene que elegir una de las tres respuestas, eventualmente puede llegar a equivocarse, pero si se equivoca, al menos tendrá la certeza de que alguna de las otras dos respuestas es la correcta, sólo le resta investigar cuál de las dos era. La ventaja que usted tiene es que puede equivocarse y corregir sus errores, a diferencia de en un examen. Tuve tres mujeres en mi vida, tres suficientemente importantes para saber cuáles fueron mis errores y cuáles fueron mis aciertos. Desgraciadamente, las primeras dos respuestas no eran las correctas, sino fue la tercera. El error que cometí con la tercera es lo que me dio la posibilidad de darme cuenta que, a pesar de haberme equivocado, la maté, al igual que a las otras dos; piénselo ahora así: puede matarlas a todas, pero guarde bien sus cuerpos, ocúltelos, debido a que, con el tiempo, tendrá la posibilidad de defenderse cuando lo acusen.

Paso 2 – Conquístela como si tuviera que conquistar un país

Las mujeres son complejas, no trate de entenderlas. Del cien por ciento de posibilidades, en ciento uno saldrá perdiendo; tómelo como consejo a largo y corto plazo: no trate de comprender las cosas que suceden, afróntelas. El tiempo tiene la capacidad para darle la respuesta o, por otro lado, hacer que la pregunta deje de importarle. Las mujeres son así, o tal vez no, dúdelo, pero no las comprenda, ámelas y respételas, porque eso es lo único que ellas buscan, cariño y respeto.

Una vez que haya elegido a una mujer, considere toda una gama de posibilidades donde en todas saldrá perdiendo, pero claro, piense en una de todas esas posibilidades que le den la victoria y ella decida quedarse con usted; es un trabajo difícil, o puede ser fácil, pero piense en esto: si el camino es fácil, entonces váyase, los fáciles caminos siempre llevan a rápidas derrotas, así que siempre considere el camino más complicado, el que tenga más piedras, porque aprenderá a corregir más errores y, por supuesto, aprenderá a amar con mucho más de lo que usted cree poder.

No hay una respuesta que le diga “Ya la has conquistado, es tuya”, ese es su trabajo, descúbralo usted, porque yo no puedo llegar a decirle cuándo ha logrado salir con la victoria y que ella decida por sobre todas las cosas y lo acepte a usted, siendo tan feo y holgazán, o como sea. En realidad, nadie puede llegar a decirle, pero si le sirve de algo, se dará cuenta cuando la haya conquistado, porque el tiempo que antes dedicaba a buscarla, ahora lo dedica a quererla, y cuando la empiece a querer, entonces preocúpese por quererla cada día más.

Paso 3 – Ámela, respétela, dele todo lo que tiene, no haga caso a nadie, usted sólo ame

Aún no sabemos si podrá matarla o no, o más bien, sí lo sabemos, puede hacerlo, no obstante, aún no sabe si ella lo merece. Es complicado, pero se dará cuenta más adelante, mientras siga leyendo.

Estoy totalmente seguro de que tanto usted, como yo, y como todos los hombres de este mundo, habrán escuchado miles de veces que a las mujeres ni todo el cariño, ni todo el dinero, pues borre ahora mismo ese pensamiento de su cabeza, usted tiene que darle todo lo que tiene y más de eso; y ponga atención a esto si es mujer: si un hombre le da todo, piense bien que le da todo lo que tiene, y eso significa dar todo lo mejor y, también, lo peor; considérelo, porque más tarde se arrepentirá de que alguien la ame con todo lo que tiene, porque todos tenemos muchas cosas buenas que ofrecer, pero también muchas malas, en la medida que usted, como mujer, sea capaz de aceptarlo, entonces será capaz de amar mejor.

Esto funciona así: si él da todo lo que tiene, ella no tendrá remedio, se confundirá, y usted empezará a planear el crimen; es complicado entenderlo, pero como ya le dije, no trate de comprenderlo, simplemente hágalo, cierre sus puertas a los pensamientos ajenos, no haga caso a lo que otros u otras le digan, sea consciente usted de lo que tiene y lo que quiere, de otra manera, estará influenciado por otras personas y eso destruirá su relación y sus planes, simple.

Nuevamente, no tengo una fórmula para usted, lo único que necesita saber es que, cuando digo que debe de amar con todo lo que tiene, me refiero explícitamente a todo, no oculte nada, sea natural y honesto, aunque la honestidad pueda herir, sea así, no hay una fórmula, pero si quiere un ejemplo, piense en esto: si usted tiene 10 pesos y está con su pareja, busque la manera de darle 11.

Paso 4 – Haga que ella lo ame de la misma forma que usted

Esto es un punto álgido de su relación, porque puede salir perdiéndolo todo o ganándolo todo. Es algo de lo que no depende su decisión, sino la de ella, porque es quien decidirá si es usted el correcto, o decide desecharlo como un pedazo de periódico viejo. Ambas situaciones son enteramente posibles con cualquier mujer, y en realidad, con cualquier hombre.

Aquí le va un consejo que debe tomar para toda su vida: las personas siempre lo van a lastimar, no importa cuándo ni cómo, siéntase preparado para ello, porque si no lo hace, el golpe será más fuerte; piense que, amar con todas sus fuerzas y con todo lo que tiene, hará que salga lastimado, pero eso le pasará con cualquier mujer, y en realidad, con cualquier persona, también usted ha lastimado a personas a lo largo de su vida y probablemente ni siquiera se percató de ello. No espere que esas personas a quienes lastimó estén para usted cuando decida arrepentirse, posiblemente estén, o posiblemente no, pero, de cualquier forma, prepárese para ser herido.

Lo que le dije, no quiere decir que debe de amar con reticencia, al contrario: en tanto usted sea capaz de amar a una persona aceptando la posibilidad de salir herido, y siendo capaz de perdonar por adelantado, podrá aceptar el mundo en el que vive, se sentirá libre, y podrá amar de una forma espléndida, aquí es donde aprenderá a matar a una mujer, ponga atención y siga leyendo.

Las mujeres deciden por sí mismas al igual que los hombres, pero en el mundo en el que usted y yo vivimos, las cosas funcionan así: el hombre se encargará de enamorarla, y ella decidirá si acepta o no, y no es locura ni machismo, sino la verdad. Usted mujer, que me está leyendo, no piense que es el género débil, por el contrario, dese cuenta de que tiene la sartén por el mango, pues puede desechar lo que no le sirve y quedarse con lo que sí.

Pero usted, hermano, siga leyendo, porque mientras lo siga haciendo, tendrá la posibilidad de defenderse de esa ventaja de las mujeres, simple: asesinándola. Encárguese de que ella lo quiera de la misma forma que usted la quiere, considerando las dos posibilidades que ya le dije: morir en la basura, o morir en el altar.

Paso 5 – Escriba

Bien, empecemos a preparar el crimen. Usted decida la forma que quiere hacerlo, pero le voy a dar la que siempre funciona: escríbale. ¿No me cree?, salga un día, o una noche, cuando quiera y a donde quiera, háblele a cualquier mujer y pregúntele si alguien le ha escrito un poema, pregúntele a 100 mujeres, si encuentra a más de 10, me busca.

Escribir es un arte, aunque lo haga mal –véame a mí–. Y esto es así porque no interesa a nadie si lo que escribe es bueno o es malo, en realidad, lo que importa y lo que le importará a una mujer, es que le escriba con el alma. Sus letras pueden ser vómito, pero si ese vómito lo escribe con tal sinceridad, va a penetrar su alma y se meterá en su cabeza, hasta que ella no pueda sacarlo de su mente. Pero no se trata sólo de escribirle, sino que todos se enteren que usted le escribe, al principio le dará vergüenza, pero de pronto, la gente desearía ser ella, ahí se dará cuenta que el crimen saldrá a la perfección.

Funciona simple, no tiene tanta complejidad, el arte es basura cuando no está inspirado en algo o alguien, así que, si usted le escribe a su mujer con el mismo amor que le da un oso de peluche, le lleva serenata, le da flores, le dice que la ama, la invita a cenar, la lleva al cine, va a recogerla a su escuela, le canta canciones, lo que sea, entonces está haciendo arte, si no lo hace, mejor retírese. Mi consejo: no deje de escribirle.

Paso 6 – Deténgase, ya no escriba, no importa el porqué, ya no lo haga

¿Recuerda que le dije que no dejara de escribirle?, pues ahora hágalo. Así se va construyendo el crimen, aún no logro comprender la respuesta a eso, pero lo sé, y debe de confiar en mí, porque funciona realmente.

Lea los pasos de nuevo, lea los apostillados, fíjese como va entrelazando el crimen, la encuentra, la conquista, la ama, ella lo ama, le escribe, y de pronto se detiene. El factor está en esto: usted empieza a escribirle tanto que ella se enamorará de eso, de que le escriba, porque, como ya le dije, si ha encontrado más de 10 mujeres entre cien o mil que puedan decirle con certeza: me han escrito, búsqueme, pero estoy seguro que no lo logró, porque yo ya lo he intentado.

La ventaja de regalarle poemas y ensayos románticos a una mujer no está en que no gasta ni un peso –que también es una ventaja–, sino la inmortalización de su alma, ella quedará entre sus letras de tal forma que, a donde vaya, sabrá perfectamente que está impregnada en esos pensamientos, diferente de un regalo material, porque todo eso se lo lleva el tiempo, las palabras son recuerdos, y los recuerdos no los podrá olvidar jamás. Así que, una vez que ella está vuelta loca porque le escribe, se preguntará una y otra vez porqué dejó de hacerlo, buscará las respuestas a algo que no podrá comprender y, realmente, usted tampoco podrá comprender por qué dejó de hacerlo, simplemente hágalo, porque eso es parte de lo que está buscando. Ponga atención y siga leyendo.

Paso 7 – Prepárese y prepare el asesinato

Aquí no importa mucho lo que esté pasando en su vida con ella, puede ser perfecto o puede ser un tormento, pero es innecesario explicarlo, simplemente prepárese para todas las posibilidades. Ella puede, como ya le dije, mandarlo a la basura o quedarse con usted, siempre, en todo momento; vale la pena que se prepare mejor para ser desechado que para llegar al altar, porque si no lo hace, el golpe será muy fuerte, y usted será muy débil.

En realidad, aquí hay dos probabilidades, o se queda o se va –me refiero a ella–, así que tanto puede llorar un mar, o puede ser feliz una eternidad, pero si ella sigue con usted, entonces deje de leerme, porque lo que voy a escribirle a continuación no le servirá de nada si su mujer sigue con usted, sólo hágalo cuando esté seguro de que se quedará solo.

Paso 8 – Ya está solo, ahora vuelva a escribir

Lea bien, aquí es donde se fragua el delito; usted y yo estamos solos, y está leyendo esto precisamente porque está solo, y yo escribo esto por esa misma razón. No se preocupe, está solo en cierto sentido, por el contrario, si su cabeza está inflamada de recuerdos, siéntase en total compañía, porque lo está, de sus recuerdos claro, pero no está solo.

Al principio duele, duele muchísimo, pero es un dolor inevitable, y que con el tiempo –mucho o poco– le hará entender muchas cosas que anteriormente no podía ver o, si bien, podía verlas, no las comprendía. Ese dolor se irá, pero no deje que se vayan los recuerdos, la gente dice que se suelte y deje ir, pero no lo haga. Usted creerá que le estoy dando un mal consejo, pero en realidad no lo hago, no deje ir sus recuerdos porque son ellos quienes construyen un futuro, y son ellos los encargados de demostrarle sus errores y que los corrija, de lo contrario, realmente siéntase solo.

Ahora que está en esta situación, piense en uno de sus recuerdos: cuando le escribía. Ahí es donde se planeó el crimen y ahora es el momento de tomar la delantera y arrancarle la vida a quien en un tiempo atrás, lo hizo con usted. Vuelva a escribir, de la misma forma que lo hago yo, escríbale de nuevo a ella, pero jamás mencione su nombre.

Recuerde cuando le escribía palabras de amor y cariño, cuando aún estaba con usted, cuando se querían. Evidentemente usted la seguirá queriendo, ella quién sabe, pero el hecho que tiene en frente es que ya no está, y es momento de aceptarlo. Pero eso no significa que deje de hacer cosas, resígnese, pero no se detenga, siga adelante y escríbale. El no mencionar su nombre tiene un objetivo: cuando le escribía antes, siempre mencionaba su nombre, eso hacía que la gente supiera que usted la amaba con toda el alma. Ahora que está solo, la gente leerá lo que le escribe sin mencionar su nombre, e inevitablemente sabrán que se refiere a ella, y peor aún, ella sabrá que está siendo asesinada una y otra vez en sus letras.

No deben contener odio, porque después de todo, no la odia ni la odiará jamás, la ama, y eso tiene que plasmarlo, tiene que utilizar sus dedos y su tinta para dispararle todo lo que tenga, como una pistola, como un revólver. Utilice sus letras armadas en ton y son como el tango, haga que ella baile su música sin que pueda evitarlo, obligue al pensamiento que no pueda deshacerse de usted aunque ella luche con todas su fuerzas por olvidarlo, escríbale y distribuya sus letras por aquí, por allá, por todo espacio y por todo tiempo, no deje que se vaya el recuerdo porque ese es quien le inspira a asesinarla. La muerte no le sacará sangre, pero le provocará una muerte lenta y duradera.

Tome este consejo: no necesita nada más allá de sus letras, aunque sean malas o, aunque sean de oro, utilícelas, son su arma secreta, dispárele una y otra vez hasta que ella se muera, verá que funciona.

Paso 9 – Empiece a disfrutarlo

Con el tiempo, igual puede ser mucho o poco, usted empezará a ver las consecuencias de sus actos, y empezará a sentir que realmente hizo lo que tenía que hacer. Ponga atención: escribirle no es un acto de venganza sino de amor, y mientras siga escribiéndole, hará que ella no pueda morir, pero la estará matando cada segundo y a cada palabra, porque tenga la certeza de que ella las lee.

Estará aquí, y estará allá, o en donde ella esté, seguirá presente en sus palabras y eso no podrá borrarlo de la mente de nadie, la gente lo sabrá y pensarán lo que quieran pensar, pero eso no es el objetivo, no es una venganza, es un acto de amor y de respeto.

No hay una forma más asequible para matar a una mujer que no sea volviéndola inmortal a través de sus palabras escritas, porque a donde vaya, usted seguirá presente en el recuerdo, aunque ella se empeñe en borrarlo.

No me pregunte cómo funciona, porque honestamente no tengo la respuesta, pero lo he confirmado, no tengo qué decirle cómo, pero así es y siempre será así. Siga amándola hasta que se le acaben las letras, cuando se le terminen, de cualquier forma, el crimen ya está hecho.

Paso 10 – Llegue al final

Cuando haya pasado tiempo, ella tendrá otros hombres en su vida, aparecerán nuevas amistades y nuevas personas con las que comparta su tiempo, y eso lo va a destruir un poco, pero prepárese para verla con otros hombres, que duerme en los brazos de otro y que otro tiene su cuerpo… y sí, leyó bien, que otro tiene su cuerpo, pero usted tiene su amor eterno. Así es esto y eso debe de hacerlo feliz de una u otra forma. Ella estará con alguien más, pero a usted jamás lo va a olvidar, con el tiempo lo va a odiar, pero no por lo que pasó sino por lo que le hizo después: escribirle.

Así es, escribir, es el mejor regalo que puede darle a una mujer, y también puede ser su peor pesadilla; piénselo bien, no se ofusque tanto, ella tendrá sexo con otro, pero pensará en usted; ella besará a otro, pero pensará en usted; se entregará en un noventa y nueve por ciento a otro, pero pensará ese uno por ciento en usted, y mientras eso siga pasando, ella seguirá muriendo, porque jamás encontrará la manera de deshacerse de usted.

Lo hecho, hecho está, no puede borrarlo ni puede cambiarlo, pero sí puede jugar con el pasado y construir un mejor futuro; cambie sus errores, corríjalos y sea una mejor persona; y, sobre todo, considere que amar con todo lo que tiene no es una locura ni es ningún riesgo, es lo mejor que puede pasarle a ella y a usted en su vida.

Ame con todo lo que tiene, respétela, quiérala, escríbale, de cualquier forma, todo terminará, pero encárguese de no borrar sus recuerdos, y eso será suficiente para que ella no lo olvide nunca. Eventualmente, todo tendrá un resultado final, este no lo es, siga esperando, y sobre todo, siga escribiendo.

Ahora, por cierto, lea esto: si quien lee esto es un hombre, y lo ha leído completo, entonces tómelo como un verdadero manual; la mujer es lo más hermoso que puede llegar a su vida, pero también lo que más lo va a lastimar. No se aflija, acéptelo, y en la medida que lo acepte, será capaz de amar de una manera incomparable, y eso ninguna mujer lo encontrará en otra persona, aprenda de los errores y corrija el camino si es necesario. No necesita ponerle un pelo encima a una mujer, jamás lo haga, quien lo hace no es hombre ni humano, es un marica: escríbale, así se mata a una mujer en mi mundo, y créame que funciona.

Si es mujer usted quien lee esto, considérelo de dos formas, la primera puede ser una forma de defenderse, si le hacen esto a usted, no hay forma de salirse, está inmersa, así que tome una decisión, o vuelve, o aprende a vivir con el dolor permanente, de otra forma se volverá loca; pero créame cuando le digo que no necesita un hombre en su vida que la trate como una basura, que la insulte, la golpee, la ataque y la menosprecie, lo que necesita es alguien que le escriba, se dará cuenta que no hay nada mejor que eso.

Y por el otro lado, tómelo como una advertencia, no se busque hombres como yo, son como un agujero negro, todo lo que entra, se queda; y sobre todo, no luches contra tus posibilidades, porque este juego lo inventé yo, y yo siempre gano.

 

Anuncios

Un comentario en “Manual detallado para matar a una mujer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s